Magaly Medina se ríe del discurso de César Acuña a Paolo Guerrero: “Habla con los pies”

No se contuvo. La presentadora de televisión Magaly Medina hablo sobre la presentación oficial de Paolo Guerrero como nuevo jugador del club de la Universidad César Vallejo (UCV) el martes 27 de febrero.

La conductora de ‘Magaly TV la firme’ criticó las palabras que brindó César Acuña en la presentación del ingreso oficial de Paolo Guerrero al club de futbol. Para la ‘Urraca’ debió hablar su hijo Richard.

Magaly Medina sobre el discurso de César Acuña

La figura de ‘Magaly TV La Firme’ se mostró muy firme al hablar sobre el momento que protagonizó César Acuña, debido a que tras sus palabras de presentación las redes se llenaron de memes.

“Allá en Trujillo y todos los canales conectados como si esto fuera el evento del año, como si fuera la contratación de Leo Messi, pero no fue así. El señor César Acuña porque le dan el discurso al señor, porque le dicen que tiene que agarrar un micrófono. Porque Ríchard no agarra el micrófono o cualquier otra persona”, manifestó la reconocida periodista.

Tras ello, Medina habló sobre los diferentes mees que salieron tras las palabras del dueño del club trujillano durante la presentación de deportista. Asimismo, dio un consejo a César Acuña, el cual que debe comunicarse de una manera clara para que así no se cree estas situaciones de burla.

“Todos los memes que han salido después de lo que ha dicho. Porque siempre habla con los pies, porque piensa con los pies, las ideas no le vienen de manera lúcida y de manera coherente. Entonces, le dijo a Paolo Guerrero, pensó que estaba hablando en Gamarra, joven emprendedor”, añadió.

Magaly Medina sobre ingreso de Paolo Guerrero a la UCV

Para finalizar Magaly Medina se percató que Guerrero se mostró incómodo en todo el el discurso de César Acuña. la periodista señaló que la actitud de Paolo frente al político denotaba incomodidad, pero se vio obligado a sonreírle al propietario del club, quien lo contrató y facilitó su llegada al equipo.

“Oye, la cara de Paolo Guerrero era, no sabía qué hacer, si sonreír, si sentirse avergonzado, cimentarse bajo la mesa era típico, tenía que sonreírle al señor porque, en fin, porque estaba hablando, es el dueño de la universidad que lo contrató, el que se fajó con los chibilines, el que sacó la plata, el que sacó el millón 200 que le van a pagar al año. Pero eso de los grandes acuerdos se logran poniéndose de acuerdo, orgulloso de mi Richard, le faltó decir, orgulloso de mi Brunella también. No, fue lo más gracioso que hemos escuchado”, finaliza.