Mathías Ochoa e Israel Dreyfus alborotan con su ingreso a ‘Esto es Guerra’

Los aficionados del reality de competencia, ‘Esto es Guerra’ se vieron sorprendidos con la noticia del regreso de Mathías Ochoa e Israel Dreyfus, quienes se unieron como conductores al equipo de los combatientes. Esta incorporación se produce tras la renuncia de Santiago Suárez, quien se vio obligado a dejar la competencia debido a una lesión profunda que requiere tratamiento.

La bienvenida oficial a Ochoa y Dreyfus estuvo a cargo de Katia Palma, quien elogió la destreza y experiencia de ambos competidores, resaltando su aporte al equipo rojo y verde. “Para ponerle garra y corazón a los combatientes, Matías Ochoa”, expresó Palma con entusiasmo durante la presentación.

Matías Ochoa, deportista argentino, expresó su alegría por regresar a Perú y reincorporarse al juego de EEG en unos días, destacando su disposición para dar lo mejor de sí en la competencia. Durante el programa, mostró una gran química con Katia Palma, lanzándole varios piropos e incluso minimizando las diferencias de edad y estado civil entre ambos.

El set de EEG se llenó de emoción con la llegada de Israel Dreyfus, quien también se unió para reforzar a los combatientes. Su encuentro con Johanna, otra participante del programa, fue especialmente destacado, terminando en un emotivo abrazo. “Feliz de estar nuevamente en casa, a darlo todo”, expresó Dreyfus al público.

Por otro lado, EEG anunció una nueva promoción en la que buscará al mejor competidor de la primera temporada de 2024. Se espera que las competencias extremas pongan a prueba el liderazgo de los participantes, sacando lo mejor y lo peor de cada uno. Aunque aún no se han revelado todos los detalles, se confirmó que habrá un único ganador, quien se llevará un premio de 30 mil soles.

Los cambios en el elenco de EEG han generado gran expectativa entre los seguidores del programa, quienes esperan ver cómo se desenvuelven Ochoa y Dreyfus en su nuevo rol como conductores y cómo impactarán en el desarrollo de la competencia.