Olenka Mejía revela que Jefferson Farfán la volvió a demandar por difamación y exigió dos años de cárcel

Una vez más en polémica. Olenka Mejía reveló a través de sus redes sociales que ha sido denunciada por segunda vez por el futbolista Jefferson Farfán por presunta difamación en su contra. La demanda presentada por la ‘Foquita’ solicita una indemnización de 123 mil soles y dos años de cárcel contra la modelo.

“Me acaba de llegar la segunda querella de difamación agravada en agravio del señor Jefferson Farfán por haber mencionado un hecho que ya era de conocimiento público, pidiéndome 123 mil soles y una pena privativa de libertad de 2 años. Con esto confirmo que interponer querellas sin fundamentos o hechos difamatorios se está volviendo el deporte favorito del año”, escribió Mejía en sus historias de Instagram.

Demanda de Jefferson Farfán contra Olenka Mejía.

Olenka Mejía recuerda que ganó primera demanda

Este no es el primer enfrentamiento legal entre ambos; anteriormente, Farfán había demandado a Mejía por afirmar públicamente que habían mantenido una relación amorosa, un caso que fue desestimado por el 10° Juzgado Penal Unipersonal en diciembre pasado.

“Hace perder el tiempo al Poder Judicial con tantos casos importantes que atraviesa día a día en el país como feminicidios, violaciones, secuestros, etc. Tengo la verdad de mi lado y se ve reflejada en la primera querella que se archivó (donde supuestamente yo habría inventado un supuesto romance que mantenía con él)”, agregó la modelo.

En su declaración, Mejía expresó su confianza en que esta nueva demanda también será desestimada, pero anunció su intención de tomar medidas legales contra Farfán una vez que se resuelva el caso. “Sé que en esta oportunidad conseguiré el archivo definitivo nuevamente, pero habrá una diferencia, después de ello, actuaré legalmente en contra del señor hasta donde la ley me ampare. Como también estoy procediendo a demandarlo por todos los hechos falsos que me impone a mi persona dañando mi imagen como mujer y sobre todo como madre”